adriano.es

Fotografía de naturaleza y viajes.

Posts tagged ‘buenos aires’

Buenos Aires.

Después de un mes recorriendo la Patagonia, de haber estado en zonas que quizás sean de las zonas más virgenes que quedan en el planeta, de haber estado en algunos de los espacios naturales más bellos del mundo, cambiamos de registro y llegamos a Buenos Aires al medio día del sábado 27 para quedarnos hasta el lunes por la mañana que tomamos el avión de vuelta a España.
No disponemos de mucho tiempo para conocer una gran ciudad como es Buenos Aires, pero por lo menos recorremos algunos de las zonas más significativas de la ciudad, como la Plaza de Mayo, el Barrios de Boca, El Caminito, la Casa Rosada, Puerto Madero….

Seguir leyendo…

Bosque petrificado

El día 25 salimos de Puerto Deseado con dirección al Cabo Dos Bahías en Camarones. Pero antes vamos a visitar el Monumento Natural “Bosque Petrificado” en la provincia de Santa Cruz.
Resulta impresionante ver fósiles de arboles gigantes, la historia es la siguiente:
Hace 150 millones de años, en el Período Jurásico Medio Superior, el área que ocupa este Monumento Natural presentaba un clima estable de gran humedad. Se desarrollaban en esta región densos bosques con árboles gigantescos, entre los que merecen destacarse antiguos parientes de los pehuenes o araucarias. Al inicio del Período Cretácico, erupciones volcánicas, que coincidieron con el inicio del levantamiento de la Cordillera, sepultaron vastas extensiones del territorio patagónico, con ceniza y lava. Parte de los bosques cubiertos por cenizas fueron sometidos a procesos de petrificación. El surgimiento de la Cordillera de los Andes produjo transformaciones drásticas en el ambiente, al cambiar el clima de toda la Patagonia. Desde entonces, la humedad transportada por los vientos del Pacífico se condensa al atravesar las alturas y origina lluvias que permiten el desarrollo de los bosques andino patagónicos actuales. Los fuertes vientos continúan su camino hacia el Este desecando aún más la estepa. Posteriormente, la erosión de un territorio que se fue haciendo cada vez más árido, la lluvia y el viento, dejaron al descubierto grandes sectores de estos bosques que se petrificaron con el transcurrir de millones de años, quedando inclusive algunos ejemplares en pie. Elevaciones de escasa altitud coronadas por lava, representan los vestigios de la actividad volcánica de aquel tiempo. Un buen ejemplo de ello es el Cerro Madre e Hija, un volcán extinto: figura destacada en el paisaje que se aprecia desde el yacimiento paleontológico.

Cerro Madre e Hija, desde el camino de ripio que conduce al Bosque Petrificado.
El clima es frío y seco con lluvias invernales inferiores a 400 mm, con fuertes vientos del Oeste, veranos secos y heladas durante casi todo el año.

Puerto Deseado.

El día 23 llegamos a Puerto Deseado, después de haber hecho noche en Comodoro Rivadavia, ciudad que nos dio la bienvenida con una tormenta de arena. Aprovechamos la tarde del día 23 para dar una vuelta por el pueblo y los alrededores, que nos regaló la observación de la única nocturna del viaje, un ejemplar de búho magallánico o tucúquere (Bubo magellanicus).

Península Valdés.

El día 21, al día siguiente a visitar Punta Tombo, recorremos Península Valdés, declarado patrimonio de la humanidad por la UNESCO.
Desde Puerto Pirámides salimos en barco para ver las ballenas francas australes (Eubalaena australis), uno de los principales atractivos de la Península, donde acuden todos los años para reproducirse.